traductor

domingo, 5 de febrero de 2012

Estaba en sus ojos

Estaba en tus ojos
y yo lo sabía,
en código extraño..
la daga en la herida.

La visión borrosa...
el dolor mordiendo,
el grito asfixiado...
ese sentimiento.

Una cruz de hierro
oxidando el pecho,
un vacío oculto
por seguir viviendo.

Los brazos cansados
de remar sin agua,
de buscar el aire...
de pisar la escarcha.

Apostar a nada...
esperar lo incierto,
con los pies quemados
sobre su desierto.

Aferrarse al llanto
secreto del alma,
el dolor del pecho,
cuando no reclama.

Cerrando los ojos...
pausando los años,
buscando en un cuerpo
el sutil milagro.

Norma Marchetti
5/2/12
http://www.youtube.com/watch?v=B5vqC69fhQs

No hay comentarios: