traductor

jueves, 19 de mayo de 2011

Siempre vas a ser lo que fuiste.

Tal vez algún día y en algún lugar, alguien logre realmente entenderme... y si no sucede... no importa, al menos yo sé que todo lo hago a corazón abierto, tal vez es una idiotez de mi parte pensar que la gente puede verlo, o simplemente darle cierto valor. Algunos suponen que ayudarme es forzarme a que me endurezca... y seguro que algo van a lograr, pero no más de lo que yo permita o autorice... y no voy a decir que me gustaría que lo sientan en carne propia, no me regocijo en el dolor ajeno... a mi entender, cuantos más se sumen a la sensación de bienestar, más seremos los que compartamos este estado ideal y todo el espacio será armonía.
Aviso a los incrédulos, superados, ambiciosos, vengativos, estructurados, obsoletos y supuestos portadores de "intelecto superior", que nada podrán hacer en su afán de transformar mi ingenuidad, porque no es un defecto, es un reflejo de mi alma... alma que pondero y le doy la diestra por elección, para no perder lo que más aprecio de mí... mi honestidad, palabra poco conocida por algunos, condición de ser que algunos eligen rechazar "para cuidarse"... el tema es... ¿De qué se cuidan tanto?... En definitiva, allá ellos y su chata ambición... allá ellos y su deambular por la vida buscando una vida espiritual que no encuentran, porque viven de apariencias y lo material destruye todo intento de llegar al pedestal de la paz interior. Atesoran posesiones que caducan sin más remedio, donde las fechas de vencimiento son sus muertes anunciadas y suman muerte a corto o largo plazo... pero muerte al fin, que no es más que un sinónimo de final, auto destrucción... vacío. Y están los otros, los que suponen que si ya sus vidas están signadas y estructuradas en estos "valores", carentes de todo cimiento posible... tendrán otra oportunidad en su siguiente vida... tal vez este es el peor engaño... como suponer que no se evaluará lo actuado en esta vida?, si es una sucesión de desafíos e intentos de superación cotidianos... ojalá sea yo la equivocada, pero deberían tomar en cuenta que todo lo que se nos da es por algo, nadie pasa por esta vida sin recibir lo que merece y debo confesar que esto me apena por muchos que conozco y viven equivocados... yo también lo tengo asumido, algún día cosecharé lo que he sembrado... lo bueno y lo malo... y tengan por seguro que lo voy a entender y aceptar.
Voy por la vida, entendiendo que lo que no se consigue a travez del corazón, es vano... no me gusta forzar las cosas... pero las agoto de intentos. No voy a desear el mal de nadie, porque no me beneficia ni me produce ninguna satisfacción... pero ruego en mis más sinceros deseos, que algún día entiendan que los errores que se cometen desde el corazón... por pasión, pueden ser corregidos con voluntad... pero los que se cometen desde el cerebro, nos contaminan y en algunos casos... nos condenan.
¿Qué más decir?... sé que no soy mejor ni peor que nadie... tal vez solo soy algo extraña, pero si debo ser honesta y dejar de lado una falsa modestia, confesaría que mi mayor virtud, es mi inagotable capacidad de amar... y no importa cuantas veces me defrauden... y asumo que esto puede pagarse con millones de lágrimas... pero resucito una y mil veces en la esperanza de permanecer fiel a este sentimiento, que por sublime y transparente, me permita ser dueña de lo decido y libre en mi conciencia.
Por último y asumiendo que mi verdad, es solo eso... "mi verdad", solo deseo desde lo más profundo de mi corazón... que nadie traicione a ese nene/a que uno siempre lleva adentro, la esencia... lo que fuimos y seremos... lo que queremos ignorar y nos mantiene atado a viejas nostalgias que nunca se apagan... ¡lo que jamás podremos ignorar!. El anular a ese niño/a interior es negarse... es avergonzarse de uno mismo...
Tampoco se engañen y supongan que el corazón ignora lo que el cuerpo ejecuta... todo es uno, no justifiquen y separen el alma de las sensaciones que nos concede el cuerpo... esto es un intento de burdo escape a la conciencia, que nos recuerda siempre que la mirada es el lenguaje del alma, que todo esta perfectamente ensamblado y en esta reciprocidad ambas cosas deben ser una y cada una otorgarnos los beneficios de lo que mejor saben hacer y para los que fueron creados... el intentar suponer que actúan por separado, trae grandes frustraciones y la infelicidad se hace un fentín celebrando este divorcio.
Que nadie te diga que existen algunas personas que poseen la "verdad absoluta y universal", la única verdad que se ajusta a tu corazón es la que te sugiere tu conciencia... cuando algo en tu interior te diga que estás en peligro... no lo desoigas, solo evalua que tan convencido estas de jugarte y de ponerte a prueba hasta agotar hasta el último recurso y no olvides que detrás de todo cuerpo, existe un ser humano al que podés lastimar.

No hay comentarios: